12/4/2023 – Paro de la MESA SINDICAL COORDINADORA DE ENTES

Compartir

!Los servicios públicos son un derecho,

las empresas públicas los garantizan!

Karina Sosa, presidenta de ATSS

 

En la jornada del miércoles 12 se cumplió un paro general, marcha y posterior concentración frente a la Torre Ejecutiva, sede del gobierno nacional en Plaza Independencia, convocada por la Mesa Sindical Coordinadora de Entes.

Se realizó en defensa de las fuentes de trabajo, exigiendo el respeto a la Negociación Colectiva, que está siendo sistemáticamente violentada en todo el aparato estatal y en rechazo a la reforma jubilatoria que se está negociando entre gallos y medianoches en el Parlamento Nacional.

Participaron como oradores el compañero dirigente de la Federación Ancap y nuestra compañera Karina Sosa, presidenta de la ATSS. Compartimos algunos extractos del discurso pronunciado ayer por Karina, transmitido en vivo a través de las cuentas de Instagram y Facebook de nuestro sindicato, en donde está disponible el video con la versión completa de sus palabras.

Así, comenzó destacando “…el compromiso de defender las empresas públicas como mecanismo de redistribución genuina de la riqueza, en el marco de garantizar para la población toda, sea cual sea su situación, el derecho al acceso sin importar su residencia geográfica, nivel económico y educativo. Es decir que los servicios públicos garanticen la equidad para uruguayos y uruguayas sin discriminación”. En este sentido, se preguntó “¿cómo garantizar estos derechos cuando las empresas y los entes públicos todas y cada una de ellas pasan por este desmembramiento?”. Y fue detallando la situación de cada una de las empresas del Estado: UTE, el puerto de Montevideo, los ferrocarriles del Estado y así en cada caso.

Recordó que desde hace más de tres décadas“…los discursos privatizadores han generado el intento de hacer creer a la ciudadanía que los servicios en manos del Estado son más caros, y que el hecho de volverlas competitivas mediante procesos de venta y desmantelamiento a efectos de convertirlas en privadas es un discurso que genera consecuencias muy negativas para la población”. En tal sentido, puso como ejemplo la situación que se vive “en países vecinos, como vimos durante este verano, en el que durante tiempos muy prolongados, vastos sectores populares tuvieron carencias dramáticas y prolongadas, con cortes de agua y luz que les impedían acceder a esos servicios elementales para la vida misma”.

Karina historió someramente como “…en 1992 un Referéndum impidió parcialmente al gobierno del entonces presidente Lacalle Herrera privatizar todas las empresas del Estado, aunque no se pudo evitar la enajenación de Pluna y la desaparición de Ilpe y la Compañía del Gas”. Luego apuntó que “…en 1997 se cargó contra el marco regulatoria del mercado eléctrico y que en 2002, en plena brutal crisis financiera, económica y social, se intentó privatizar Ancap, lo cual fue resistido exitosamente por la población en el Referéndum de diciembre de 2003”. Y en ese marco, recordó también como “…en 2004 la Comisión por el Agua y la Vida logró mediante plebiscito garantizar que el agua fuera declarado derecho humano esencial, algo que hoy, burlando la Carta Magna estamos nuevamente en un brete que posiblemente nos deje sin agua potable” al alcance de todas y todos los ciudadanos, estén donde estén.

SOBRE LA REFORMA JUBILATORIA

En su discurso, destinó un espacio importante a analizar la reforma jubilatoria y a formular un conjunto de interrogantes para las que nadie se hace cargo de aportar respuestas.

Se preguntó “¿Cómo hará nuestro BPS para afrontar una reforma sin personal suficiente y calificado y con cambios unilaterales en las formas de trabajo por la recurrente y preocupante demora en atención y diligenciamiento de miles de expedientes atrasados de todo tipo de prestaciones? Todo ello redunda en demoras en otorgar o denegar prestaciones que la gente espera y necesita”.

Karina avanzó en otras interrogantes que surgen de analizar la reforma jubilatoria planteada. En esa línea, preguntó “¿Dónde está la información del costo de crear una Unidad Reguladora por encima de las potestades del BPS?”. También enfatizó en que la reforma profundiza las inequidades entre la Caja Militar y el resto del sistema de seguridad social del país, consagrando nuevas desigualdades, en que no va acompañada de ninguna política de empleo que permitan mejorar la situación laboral de millares y millares de uruguayas y uruguayos

“Cobraremos menos, trabajaremos más y le ampliamos el negocio privado a las AFAPS con cero inversiones de su parte, AFAPS que continuarán utilizando de manera absolutamente discrecional los ahorros previsionales de las y los trabajadores uruguayos”. Denunció la actitud omisa del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, que no fiscaliza a empresas que evaden aportes de los trabajadores y que la reforma proyectada “…presenta problemas de diseño como los presento la de 1996 y por ello se debió salvar a los cincuentones con un parche jurídico”.

Exigió que se proporcione a los entes del Estado los funcionarios que se necesitan y la firma de un convenio decente, digno, la derogación de las AFAPS y la devolución al BPS de los mandatos que la Constitución de la República vigente ha previsto.

“Sepan que esta reforma de jubilaciones y pensiones no solo les traerá su tan temido costo político, nos traerá a todas y todos un gigantesco costo social, ¿y eso, no les preocupa? ¿Los intereses de quienes defienden las personas que están en el gobierno y quienes ocupan bancas parlamentarias y están decididos a votar este proyecto de ley que atentan directamente contra toda la sociedad, contra el presente y futuro de nuestra gente?», interrogó.

RESPETO A LAS Y LOS TRABAJADORES PÚBLICOS Y A LA POBLACIÓN

En el tramo final de su alocución, Karina reclamó que no haya más dilaciones a los procesos de discusión del Convenio Colectivo del sector público para los Entes del Estado, la reposición de las vacantes necesarias, garantizar la provisión a la población de bienes y servicios públicos para los que tienen derecho, el respeto al derecho de huelga, al derecho de manifestar libremente.

También demandó enérgicamente finalizar con las inequidades y precarizaciones laborales, el restablecimiento de una carrera funcional que respete y dignifique la función pública, la recuperación salarial indispensable para trabajadores de todas las ramas de actividad, el rechazo al proyecto Neptuno, privatizador del agua, el urgente proceso de ingreso de nuevo personal, para así garantizar los derechos de los trabajadores a cumplir sus labores en forma acorde y de la población a acceder a sus derechos en tiempo y forma.

“Como le gusta decir a nuestros compañeros ferroviarios, “o sale humo blanco de las negociaciones o habrá humo negro y allí estará la mesa de Entes rodeando esa pelea. ¡Los servicios públicos son un derecho, las empresas públicas los garantizan!”, culminó.

 

Resaltamos particularmente la buena concurrencia de afiliadas y afiliados de ATSS en esta marcha, así como en las anteriores, de compañeros/as activas y compañeros jubilados, en jornadas de lucha que nos tienen a todas y todos en defensa de nuestros derechos.

Fotos: Diego Acevedo РEnrique Batall̩s РGonzalo Moreira